Sabe la flor que es flor

Sabe la flor que es flor cuando confía en que al abrirse al universo se abre también el cielo ante sus ojos de polen y semilla. Conoce su carácter vulnerable y no se cuenta a sí misma historias de muerte y de fracaso, segura está que su paso por la vida es poema que cantan las abejas a la luna y el sol tatúa en las alas de las mariposas.

Sabe la flor que es flor cuando está lista para ser color y gota de rocío, para hablar con la mantis y el volcán y sentir en su rostro perfumado la mirada de amor del colibrí.

Se sabe flor y da la bienvenida a la tormenta y a la calma después del huracán. Se nutre de lo oscuro de la tierra y lo transforma en luz al despertar. No lucha siendo flor, se integra y viaja en cada pétalo que el viento le reclama y en la semilla que decide regresar.

Confía la flor y es flor porque confía en que el camino aparece al caminar.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s